jueves, 3 de diciembre de 2015

LA TILA




La tila es una planta, extraída de los tilos o árbol de la tila, muy usada en infusión por el hecho de contar con una gran cantidad de propiedades medicinales. Destaca sobre todo por su poder para calmar nervios e inducir el sueño, pero son muchas más las ventajas que ofrece la tila.

La tila o té de tilo es una infusión que se hace con el fruto en forma de flor de algunas de las especies del género tilia (tilos).

Además de su utilidad como relajante y somnífera, sus propiedades sedantes se pueden aprovechar en uso externo agregando al agua del baño una cucharada de flores secas. Tiene también propiedades diaforéticas debido a su contenido en flavonoides, que actúan sobre las glándulas sudoríparas.

También se pueden comprar las flores desecadas a granel. La infusión se hace incorporando una cucharada de flores en agua hirviendo; se deja reposar cinco minutos y se toma después de colarla.

Fue durante la Edad Media cuando se conocieron sus propiedades, y más adelante en suelo americano la tila se usaba de igual manera. Era un fenómeno mundial milenario.




La propiedad más conocida de la tila es que ayuda a combatir problemas de origen nervioso, por lo que resultará muy útil para calmar los nervios, tratar el estrés, etc. Y es que esta planta cuenta con propiedades relajantes que podrán ayudar a calmar las situaciones de angustia, aunque su efecto también variará en función de cada persona.

Asimismo, la tila es beneficiosa para el insomnio, ya que cuenta con propiedades sedantes que nos ayudarán a conciliar el sueño. Además de tomarla como infusión, también podemos usar esta hierba medicinal para añadirla al agua de baño para relajarnos por completo.

PROPIEDADES DE LA TILA

La infusión de tila ha sido llamada el "néctar de los reyes" desde la antigüedad debido a sus grandes beneficios para con la salud humana. Desde tiempos muy remotos ha sido utilizada como remedio casero en la cura de diferentes afecciones.

Desde dolores de cabeza, trastornos digestivos, para tratar de calmar el sistema nervioso, este sedante suave ha sido utilizado por los nativos americanos para mejorar la salud y también por los europeos durante la Edad Media.



Por otro lado, cabe destacar la propiedad antiespasmódica de la tila que ayuda a relajar los músculos de los órganos internos. De esta forma, se puede tomar tila después de comer en caso de indigestión, cólicos, úlceras gástricas, dolores por espasmos, menstruales etc.

La tila es también un diurético natural, es decir, ayuda a eliminar los líquidos sobrantes del organismo y evitar así su acumulación. Además de seguir una dieta sana y beber mucha agua a diario, si tomas una tila notarás una mejoría rápidamente, en la retención de líquidos.

Cabe destacar que también se reconocen las propiedades diaforéticas de la tila, es decir, aumenta la sudoración. Esto puede aprovecharse para tratamientos de reumatismo, enfermedades respiratorias, etc. puesto que se eliminarán toxinas también a través del sudor, y no solo por la orina.

Aun así, cabe destacar que la tila puede generar contraindicaciones a las personas con problemas del corazón, así como tampoco se recomienda su consumo a embarazadas, por la falta de estudios que garanticen la seguridad.

La infusión de tila o tilo es una de las más populares que existen a la hora de intentar calmar los nervios y disminuir estados de ansiedad. Pero no todos conocen sus propiedades, su dosis correcta y también algunas contraindicaciones que posee.




CONTRAINDICACIONES DE LA TILA




Beber una infusión de tila (tilo en algunas partes) es una de las maneras más comunes -y naturales- de calmar los nervios, inducir al sueño y ganar la tranquilidad que hace falta. Pero también hay que aclarar que es una planta que tiene varias propiedades diversas, una posología adecuada y, también, algunas contraindicaciones.

Por empezar, la tila es una planta que hipnótica, produciendo ese conocido efecto sedante e inductor del sueño. También es antitusiva, calmando las mucosas respiratorias cuando tienes tos. A su vez es antiespasmódica, teniendo efecto relajante sobre el músculo liso bronquial.

¿Cuál es la dosis recomendada?

Con respecto a la cantidad recomendada de tila que puedes consumir al día es de 2 gramos de la planta por 150 ml de agua, tomando cada 12 horas (dos veces al día), preparada en infusión de manera tradicional, a partir de sus hojas y flores.

Contraindicaciones de la infusión de tila




Por desgracia no todo el mundo puede tomar esta infusión medicinal, así que asegúrate de que no estés en una de las siguientes situaciones:

  •  Si estás embarazada o amamantando, no tomes esta infusión sin consultar con su médico primero.
  •  Evita consumir infusión de tila si tienes alguna enfermedad del corazón. Si realmente te gusta la tila, busca la opinión de tu médico, y si lo aprueba bebe de esta infusión pero no más de 3 tazas diarias que es la dosis recomendada.
  •   Si eres alérgic@: si has experimentado reacciones tales como urticaria, erupciones en la piel o dificultad para respirar, deja de beber esta infusión inmediatamente y si los síntomas no desaparecen, debes ir a ver a tu médico lo más pronto que puedas, a fin de evitar graves consecuencias.
  •   Si sufres dolores estomacales de los cuales desconoces la procedencia, ya que puede acentuarlos.


 
Usos curativos y medicinales de la Tila

Cólicos: se emplea en el tratamiento de cólicos menstruales e irregularidades en el período menstrual. Tomar dos tacitas al día veinte minutos después de haber comido.

Reumatismo: se usa para tratar el reumatismo como emoliente, ya que tiene propiedades anti-inflamatorias. Beber dos o tres tazas al día, una en ayunas y las otras 20 minutos después de comer y cenar.

Ácido úrico: ayuda a eliminarlo. Tomar dos o tres tazas al día, veinte minutos después de comer o cenar. Durante el tratamiento evita comer productos de procedencia animal y aumenta el consumo de vegetales frescos para potenciar efectos.

Dolores y golpes: muy útil para tratar dolores musculares debido al agotamiento, ya que tiene propiedades anti-inflamatorias que disminuyen el dolor y la hinchazón de golpes y torceduras. Tomar dos o tres tazas al día.

Calmar ansiedad, estrés e insomnio: bebe de tres a cuatro tazas al día. Bebe una de estas tazas antes de acostarse para beneficiarse del efecto sedante. Prepara un baño relajante hirviendo de 300 a 500 gramos de flores de tila en un litro de agua. Agrega a la bañera. Si eres muy ansioso, toma dos o tres tazas al día 20 minutos después de comer o cenar.

Resfriados: ya que ayuda a sudar y eliminar infección. Bebe dos o tres tazas al día. Esto potenciara efectos de la tila y aumentara las defensas del cuerpo.
Infecciones del oído: bebe dos o tres tazas al día.

Infecciones urinarias: ayuda a combatirlas.

Diurético: estimula la eliminación de líquidos del cuerpo.

Indigestión: ayuda a realizar una buena digestión y a eliminar gases. Tomar una o dos tazas 20 minutos después de haber comido.

Cálculos renales: ayuda a prevenir cálculos renales.

Migraña: bebe dos o tres tazas al día.

Hipotensión: ayuda a elevar la presión en el cuerpo. Debido a sus efectos estimulantes. Bebe una taza o dos al día.

Indigestión: bebe una taza 20 minutos después de haber comido.

Estimula la función inmune: si tienes bajas defensas, bebe te de tila, una toma en ayunas con el jugo de un limón exprimido. Las hojas del tilo aportan vitamina C, que potencia acción inmune.